Comunidad

12 de enero de 2017 | por: Equipo Comunicación | 0 comentarios

Mantenimiento y conservación de aeropuertos

En este artículo vamos a hablar sobre algunas de las características fundamentales del mantenimiento y la conservación de aeropuertos.

Aena gestiona en España 52 aeropuertos en España y en el año 2015 movió un total de 1.902.967 de pasajeros y registró un total de 207.421.046 operaciones en todos los aeropuertos de su red.

Un aeropuerto es como una pequeña ciudad, en España se gestionan aeropuertos grandes y pequeños pero estos últimos  al final necesitan los mismos requerimientos de conservación que uno grande.

Hay que destacar por ejemplo que la central eléctrica no puede caerse, los grupos autónomos para casos de emergencia siempre tienen que estar operativos y los sistemas de alimentación ininterrumpida que hacen funcionar la torre de control y la terminal deben trabajar perfectamente.

También en la conservación de aeropuertos se debe tener una visión de conjunto de todos los aspectos que deben funcionar cada día para que el aeropuerto funcione como una maquinaria bien engrasada. Por ejemplo, se debe revisar a diario el sistema de aterrizaje instrumental (ILS) ya que nunca puede estar inoperativo.

Además, las pistas disponen de balizas, que deben ser repuestas en un corto espacio de tiempo y no pueden incumplir ningún dato de convergencia lumínica, es decir, un valor de inclinación de las luces que es muy estricto en el caso de los aeropuertos.

También por otro lado, todas las plataformas y pista deben mantenerse limpias y para realizar estas actividades no pueden utilizarse barredoras convencionales, puesto que las piedras podrían salir rebotadas y dañar tanto a las aeronaves como a los sistemas de iluminación.

Evidentemente, en el mantenimiento integral de las instalaciones de un aeropuerto figuran una gran variedad de otros trabajos, como el control de la climatización, la jardinería, la limpieza, los ascensores, los controles de la calidad del agua y depuración, la prevención de la legionella,  la protección contraincendios, las estaciones meteorológicas, el centro de proceso de datos, etc.

En definitiva, es vital una buena conservación y mantenimiento para que un aeropuerto se encuentre operativo, con todo preparado para trabajar los 365 días del año durante 24 horas.

Autor: Alberto David Jañez, profesor del Máster en Aeropuertos: Diseño, Construcción y Mantenimiento

Máster en Aeropuertos: Diseño, Construcción y Mantenimiento

Comentarios

Deja tu comentario

You must be logged in to post a comment. So log in!

EADIC Blog