Comunidad

16 de enero de 2017 | por: Equipo Comunicación | 0 comentarios

Los nuevos criterios de certificación Passivhaus

El sector energético se encuentra en constante evolución y el Passivhaus Institut prevé un futuro en el que la producción de energía eléctrica será renovable, tomando un papel predominante en el escenario energético mundial.  Por este motivo, ha cambiado los criterios de certificación Passivhaus adaptándolos a este escenario.

Crea las certificaciones Passivhaus Classic, Plus y Premium, para premiar o distinguir a los edificios con una elevada eficiencia energética y generación a su vez de energía renovable.

Los criterios de certificación Passivhaus que limitan la demanda de calefacción, refrigeración y estanqueidad al aire se mantienen. Lo que varía es la valoración del consumo de energía primaria. El requisito previo de  Energía Primaria no renovable (EP), que estaba fijado en 120 kWh/m2·año, se sustituye por el consumo Energía Primaria Renovable (PER) y la Generación de energía renovable. En función de estos dos valores, el edificio se certificará como Classic, Plus o Premium:

Los nuevos criterios de certificación Passivhaus

Fuente: Passipedia

El criterio de Generación de energía renovable considera la producción de energía renovable in situ.

Las viviendas unifamiliares tienen, en proporción a su superficie útil o de referencia, más superficie de cubierta disponible para generación de energía.  Para no perjudicar a los edificios multifamiliares o en altura respecto a las viviendas unifamiliares, Passivhaus valora la producción de energía en relación a la huella del edificio.

El criterio de Energía Primaria Renovable (PER) considera la energía primaria necesaria para calefacción, refrigeración, deshumidificación, agua caliente sanitaria, iluminación, electricidad auxiliar y electrodomésticos.

El PHI pondera el consumo energético calculado multiplicándolo por el Factor PER que tiene en cuenta el tipo de energía (eléctrica, gas, biomasa, etc.) y el uso, que implica diferentes pérdidas por almacenamiento en función de la simultaneidad de la generación y el consumo o su almacenamiento a corto o largo plazo.

Este criterio valora el consumo en función de la superficie útil o de referencia.

El Passivhaus Institut se anticipa de esta forma a un escenario de futuro en el que prevé que la energía que utilicemos en nuestros edificios será de origen renovable. En el camino hacia la autosuficiencia energética, premia por tanto, los edificios con muy bajo consumo y elevada generación de energía renovable, calificándolos como Passivhaus Classic, Plus o Premium.

Autora: Ana García, profesora del Máster en Energías Renovables y Eficiencia Energética

Máster en Energías Renovables y Eficiencia Energética

Comentarios

Deja tu comentario

You must be logged in to post a comment. So log in!

EADIC Blog