Comunidad

06 de mayo de 2016 | por: Equipo Comunicación | 0 comentarios

Golpe de Ariete, el principal causante de averías en instalaciones hidráulicas

Técnicamente,  el Golpe de Ariete (llamado así por el ruso Nikolái Zhukovski)  se origina debido a que el agua es ligeramente elástica. En consecuencia a esto, cuando se cierra bruscamente una válvula o grifo instalado en un extremo de una tubería, las partículas de fluido que se han detenido son empujadas por las que vienen inmediatamente detrás y que siguen aún en movimiento. Esto origina una sobrepresión que se desplaza por la tubería a  una velocidad tan alta  que puede superar la velocidad del sonido en el fluido.

El Golpe de Ariete, es junto a la cavitación, el principal causante de averías en tuberías e instalaciones hidráulicas.

La sobrepresión producida por el Golpe de Ariete no es infinita, pero tiene un valor más o menos alto, según el tiempo de cierre y el material de que esté hecha la tubería. La temperatura también influencia, aunque no mucho.

Por este motivo, desde el punto de vista del diseño de redes hidráulicas, es importante determinar la magnitud de la sobrepresión que podría producirse por un Golpe de Ariete,  con el objeto de poder diseñar las tuberías con suficiente resistencia para soportarla. 

Para combatir el Golpe de Ariete,  las medidas que se deben llegar a cabo son:

  1. Limitación de la velocidad en tuberías.
  2. Cierre lento de válvulas o registros.
  3. Empleo de válvulas o dispositivos mecánicos especiales.
  4. Fabricación de tubos con espesor aumentado, teniendo en cuenta la sobrepresión admitida.
  5. Instalación de cámaras de aire comprimido que proporcionen el amortiguamiento de los golpes. 

Autor: María Sofía Iglesias, profesora del Máster en Diseño, Construcción y Explotación de Obras Hidráulicas

Máster en Diseño, Construcción y Explotación de Obras Hidráulicas

Comentarios

Deja tu comentario

You must be logged in to post a comment. So log in!

EADIC Blog