Comunidad

16 de diciembre de 2016 | por: Equipo Comunicación | 0 comentarios

Auditoría energética, una exigencia legal para las empresas

La entrada en vigor el pasado mes de febrero del Real Decreto 56/2016 obliga a un gran número de empresas de nuestro país a la realización de una Auditoría Energética.

El Real Decreto 56/2016, de 12 de febrero, por el que se transpone la Directiva 2012/27/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 25 de octubre de 2012, relativa a la eficiencia energética, en lo referente a auditorías energéticas, acreditación de proveedores de servicios y auditores energéticos y promoción de la eficiencia del suministro de energía (disponible en ), establece la obligatoriedad de realizar una Auditoría Energética  a las empresas que no sean PYMES en el plazo de 9 meses desde la entrada en vigor de la Norma, finalizando dicho plazo el próximo 13 de noviembre de 2016.

Según el Ministerio de Industria, Energía y Turismo (MINETUR), se estima que esta medida es de aplicación a unas 3.800 empresas en España, con cerca de 27.000 establecimientos o locales.

Real Decreto 56/2016 en el BOE que marca la obligación de realizar la auditoría energética

El panorama actual hace sospechar que la implicación e implantación del cumplimiento del Rel Decreto es escasa, puesto que sólo un 19% de las empresas obligadas están actualmente auditadas, y prácticamente la mitad no ha iniciado si quiera el proceso de contratación de la Auditoría Energética, por lo que resulta inviable que en menos de un mes, antes del próximo 13 de noviembre, puedan tener realizada dicha Auditoría.

Aún más, según informa la Asociación de Empresas de Eficiencia Energética (A3E) un 28% de los presupuestos ofertados por los auditores energéticos a las grandes empresas no cumple con el alcance mínimo exigido por el Real Decreto 56/2016, según ellos mismos reconocen. Y más de la mitad de las empresas manifiestan que no tienen intención de invertir en aplicar ninguna de las medidas de ahorro energético que plantee la Auditoría, sólo quieren solventar la obligación legal de su realización.

Por otro lado la Administración tampoco está realizando su labor en plazo:  el MINETUR no ha habilitado hasta la fecha el Registro Administrativo de Auditorías Energéticas al que le obliga el R.D. 56/2016, y tampoco se han regulado las competencias de las Comunidades Autónomas para inspeccionar y controlar las Auditorías Energéticas según exige dicha normativa.

Debemos plantearnos que el cumplimiento de las exigencias fijadas en el Real Decreto tiene un trasfondo energético, que pese a que se trata de una normativa transpuesta con 4 años de retraso – lo que ha supuesto diversas amonestaciones a España- y con diversos criterios interpretativos, todo ello no justifica que no se realicen las Auditorías Energéticas con la calidad y objetivos a cumplir por las A.E.: determinar y cuantificar las posibilidades de ahorro de energía a un coste eficiente e informar al respecto“, en aras de aumentar el ahorro energético de nuestro país y de la Unión Europea.

Para todos aquellos que quieran profundizar sus conocimientos sobre la auditoría energética, es recomendable que conozcan su marco normativo de referencia, fundamentalmente:

  • Directiva 2012/27/UE de 25 de octubre de 2012 relativa a la eficiencia energética.
  • Serie de Normas UNE-EN-16247: “Auditorías energéticas”.
  • Norma UNE-EN-ISO 50001:2011. “Sistemas de gestión de la energía. Requisitos con orientación para su uso”.
  • Norma UNE-EN-ISO 50003: 2014, que establece los requisitos para los organismos que realizan las auditorías y certificación de sistemas de gestión de la energía.
  • Norma UNE-EN-ISO 14001:2015. “Sistemas de gestión ambiental. Requisitos con orientación para su uso”.
  • Norma UNE-EN-ISO 9001:2015. “Sistemas de gestión de la calidad. Requisitos”.

 

Autor: Sara Picazo, profesora del Máster en Energías Renovables y Eficiencia Energética

Máster en Energías Renovables y Eficiencia Energética

Comentarios

Deja tu comentario

You must be logged in to post a comment. So log in!

EADIC Blog