Comunidad

25 de marzo de 2020 | por: Comunicación EADIC | 0 comentarios

APPs como herramienta para lograr los objetivos globales de desarrollo

En el año 2015 se adoptaron como un mandato global los Objetivos de Desarrollo Sostenible (SDGs por su denominativo en inglés: Sustainable Development Goals), con la intención de eliminar hasta 2030 las diferentes formas de pobreza, luchar contra las desigualdades y aplacar el cambio climático.

El logro de estos objetivos trae asociado un elevado costo en términos económicos, ya que se estima que se podrían requerir entre USD 5 trillones y USD 7 trillones de manera anual, con la finalidad de lograr llevar adelante los SDGs en temas de infraestructura, energía, agua, sanidad y agricultura.

En un entorno de mayores desafíos desde el punto de vista de las finanzas públicas, se hace necesario evaluar si tanto a nivel central como a nivel regional, las administraciones públicas podrán contar con los recursos para hacer frente a estas importantes necesidades de inversión.

Producto de este análisis, resulta importante destacar que existen claras oportunidades para inversionistas sobre los prospectos que pueden existir para inversionistas privados de impacto en el involucramiento en proyectos de infraestructura. Sin embargo, al tratarse de sectores con alto impacto a nivel social, es también necesaria la participación del sector público.

Frente a esta situación, resurge el interés particular en los mecanismos para articular de manera conjunta la inversión privada en conjunto con la inversión y disposición de recursos públicos.

Por supuesto, como alternativa prioritaria figura el mecanismo de financiamiento de proyectos a través de Asociaciones Público Privadas.

El primer desafío al que se enfrentan las Administraciones Públicas, es el de identificar cuáles son los proyectos de infraestructura que permitirán de manera tangible lograr un impacto mediante su orientación a los SDGs.

Al mismo tiempo que se cuenta con un mercado que permita hacer atractiva la realización del proyecto a un inversionista privado, asignando de manera razonable el riesgo al que este se expone, mientras por otro lado se otorgan ciertos incentivos desde el actor público, con la finalidad de hacer atractiva la inversión, dado que, en muchos casos, los lugares en donde se pueden realizar estos proyectos con mayor impacto, no cuentan con administraciones públicas altamente tecnificas y sofisticadas.

Uno de los primeros puntos a tocar, es el de la construcción de capacidad de gestión en los actores públicos. En este punto en particular se identifican tres importantes aliados:

  • La academia, a través de las universidades y gremios de profesionales especializados.
  • Los posibles socios privados, que ya tengan experiencia en este tipo de proyectos.
  • Las entidades multilaterales, que en términos generales tienen la posibilidad de contar con experiencia relacionada y que, además, tienen dentro de su mandato, el viabilizar este tipo de proyectos.

Más allá de apuntar al logro de los SDGs, las Asociaciones Público Privadas (APPs) también pueden ser orientadas a generar mayor movimiento económico, dinamizando no solo los sectores en los que se invierten, sino también los mercados financieros y de valores de los países en donde se piensan implementar.

Autor: José Pablo Rocha Argandoña, Profesor del Máster en Financiación y Gestión de Infraestructuras de EADIC

 

Comentarios

Deja tu comentario

You must be logged in to post a comment. So log in!

EADIC Blog