Control en la ejecución de la inyección de fracturación hidráulica.

Tras el anterior post, del 27 de agosto de 2019 (Mejora del terreno por inyección de fracturación hidráulica) , donde se detallaba la técnica de la inyección de fracturación hidráulica como sistema de mejora del terreno, ahora queremos desentrañar las pautas a seguir para tener éxito en este proceso.

En la ejecución de esta inyección debe realizarse un doble control: en la mezcla empleada y en el proceso de inyección.

Control de la mezcla:

Debemos hacer una mezcla estable de agua, cemento y bentonita. Así evitaremos la sedimentación o disgregación.
Una relación agua/cemento (a/c) de 0,5 es estable pero excesivamente densa. Por tanto debemos utilizar mezclas más fluidas (generalmente en torno a a/c = 1); esto implica añadir bentonita para estabilizarlas. En el gráfico siguiente se muestra cómo es posible estabilizar mezclas menos densas .

Estabilización con bentonita

Para conseguir una dispersión suficiente de la bentonita y del cemento, la mezcla debe prepararse en mezcladoras de alta turbulencia.

Así mismo, debemos buscar una viscosidad adecuada de la mezcla. El tiempo de paso por el Cono de Marsh, tendrá que situarse en el intervalo 35-55 sg.

Cono de Marsh

Control del proceso de inyección:

El control del proceso de inyección se lleva a cabo midiendo continuamente los caudales (con caudalímetro) y las presiones de inyección (con manómetro). Una buena inyección se realiza de forma lenta, acomodándose al comportamiento del terreno.

Para poder controlar las presiones de inyección son necesarias condiciones cuasi-estáticas (1 litro/min).
Debemos evitar que esta presión se vea influenciada por la energía necesaria para impulsar un caudal mayor y, simultáneamente, debemos evitar el cierre del manguito, que rompería la continuidad de la lengua de lechada, cuya presión se mide en el manómetro de boca de tubo.

El control de presiones debe ser continuo para estar atentos a las informaciones que nos proporciona. Por ejemplo, una bajada repentina de presión indica fracturación. Si en ese momento no se disminuye el caudal de inyección, la lechada se desplazará excesivamente, saliendo de la zona de interés (es decir, se está perdiendo lechada) e impidiendo la ramificación de lenguas de lechada, que ha de conseguirse progresivamente.

Se debe alcanzar la presión prefijada en cada manguito para poner fin a la inyección. Por regla general, se busca un incremento de presión de inyección de 1 kg/cm2 por cada metro profundizado. Sin embargo, esta regla puede conducir a un tratamiento insuficiente de los suelos superficiales (cuando se mejoran para transmitir cargas), y excesivo en los suelos más profundos (cuando no se requiere formación de ‘bulbos’ de micropilotes o anclajes). Por ello debemos adecuar el proceso a las exigencias del tratamiento buscado.

Adicionalmente, el control de la inyección debe vigilar la admisión de lechada. Esta admisión debe encontrarse en torno al 10% del volumen de terreno tratado. Un 20% de admisión (sin contar el posible tratamiento previo de inyección de cavidades), indica que se ha perdido la lechada.

Las lenguas de lechada no deben propagarse a más de 0,75-2 metros alrededor del manguito (según la profundidad y la presión de la inyección) para obtener un buen esqueleto de refuerzo del terreno tratado.

Estas son las pautas y los controles a seguir a la hora de ejecutar una mejora del terreno mediante la inyección por fracturación hidráulica. En los siguientes post cuantificaremos la mejora del terreno, con la intención de caracterizar el terreno mejorado, formulando sus nuevos parámetros de resistencia.

Autor: Antonio Santos Escobar. Docente del Máster de Geotecnia y Cimentaciones de EADIC

 

Breve reseña histórica de las auditorías en seguridad vial

A principios de los años 80, Malcom Bulpit aplicó el concepto de auditoría independiente para mejorar el nivel de seguridad en los proyectos viales realizados por el Departamento de Carreteras y Transporte del Consejo del Condado de Kent.

Para ello, Bulpitt utilizó conceptos aplicados originalmente a las redes de ferrocarril durante el periodo Victoriano. En dicha época, el Gobierno Británico designó a oficiales para que examinaran todos los aspectos de seguridad de una nueva línea ferroviaria antes de ponerla en servicio.

La construcción de ferrocarriles, así como el crecimiento de las compañías de seguros, bancos y otras empresas de acciones, hicieron que el auditor del Gobierno Británico se convirtiera en un actor principal para asegurar que las obras se ejecutasen correctamente.

A mediados de los 80 en el Condado de Kent, un equipo experto en investigación de accidentes, responsable de investigar lugares en donde existía una alta concentración de accidentes de tráfico, tuvo la idea de consultar sobre nuevos proyectos viales. Los nuevos proyectos o rediseños viales se localizarían en zonas donde se producían accidentes frecuentemente.

El equipo estimó que la seguridad vial podría ser mejorada si se inspeccionaran los diseños de los nuevos proyectos viales, de modo que las medidas de seguridad necesarias se pudieran incorporar antes de construirlos.

De este modo, el Condado de Kent desarrolló una política que exigía que todos los nuevos diseños viales fueran inspeccionados y aprobados desde la perspectiva de la seguridad vial antes de su construcción. Si el proyecto no era aprobado, no podía pasar a la siguiente etapa. Con el tiempo, este proceso se formalizó con el nombre de Auditoría de Seguridad Vial.

En los años 90 se produjo un interés generalizado en la adopción del proceso de auditorías. A partir de ello, actualmente cada país o estado posee su propio manual o guía de Auditorias de Seguridad Vial.

Para llevar a cabo una adecuada Auditoria de Seguridad Vial, se debe tener en consideración las siguientes etapas:

http://bases.cortesaragon.es/bases/ndocumen.nsf/0/abcd45b9814a3f03c12575b600471e59/$FILE/Articulo_auditoria.pdf

Durante todo este proceso, se presta detallada atención a los siguientes aspectos:

http://bases.cortesaragon.es/bases/ndocumen.nsf/0/abcd45b9814a3f03c12575b600471e59/$FILE/Articulo_auditoria.pdf

Enlaces de interés:

A continuación, se encuentran links de algunos de los manuales, guías o instructivos de Auditoria de Seguridad Vial del mundo.

https://www.trafikoa.eus/wps/wcm/connect/trafico/ff7ba7804f18d2a2991c99388f4ad0d9/Guia+seguridad+vial+laboral.pdf?MOD=AJPERES&CVID=mfla7Tm

https://www.movilidadbogota.gov.co/web/sites/default/files/Paginas/2019-03-18/Gu%C3%ADa%20ASVU.pdf

http://transparencia.mtc.gob.pe/idm_docs/P_recientes/10722.pdf

http://www.sct.gob.mx/fileadmin/DireccionesGrales/DGST/Manuales/Manual_Auditoria_Seguridad_Vial/manual_ASV.pdf

https://www.fundacionmapfre.org/fundacion/es_es/images/Manual-auditorias-entornos-escolares_tcm164-58428.pdf

Autor: Angel Ignacio Gascón. Docente del Máster Internacional en Tráfico, Transportes y Seguridad Vial de Eadic.

La ciudad sin agua que aseguró su futuro

Estoy convencido de que nuestro día a día sería inconcebible si, al abrir un grifo, de él no saliera agua. Vamos a ver cómo una ciudad puede conseguir sobreponerse a esta dificultad insalvable gracias a contar con alta tecnología y una buena dosis de ingenio.

Según la Organización de las Naciones Unidas (ONU), el número de habitantes que viven en ciudades ha superado a los que viven en el campo por primera vez en la historia.

Las proyecciones no dejan lugar a dudas: para 2050, este porcentaje llegará hasta un 70%. El futuro nos trae ciudades más grandes y más densamente pobladas, que encontrarán grandes retos para su supervivencia y desarrollo. Además, no podemos dejar de contemplar los cambios que el clima ha experimentado en las últimas décadas.

Ciudad Sin Agua

Más de 2.000 millones de personas viven en países que experimentan altos niveles de estrés hídrico, concepto que refleja la proporción entre el agua que consumimos y la disponible en el medio natural.

Estimaciones recientes muestran que 31 países sufren un estrés hídrico entre el 25% (considerado como el umbral mínimo de estrés hídrico) y el 70%. Otros 22 países están por encima del 70%, es decir, en condiciones de estrés hídrico grave (ONU, 2018).

Ya vemos que en el centro mismo del problema está el agua: el aseguramiento de recursos hídricos aptos y la gestión integral de un ciclo urbano que permita garantizar el suministro a la población es la clave.

Afortunadamente, podemos volver la mirada hacia casos de éxito ante la adversidad hídrica, en los que podemos encontrar soluciones a medio y largo plazo para los problemas que ya sabemos que van a venir. Hoy nos fijaremos en un excelente ejemplo, una ciudad que ha logrado vencer sus extremos problemas hídricos: Singapur.

Ciudad Sin Agua

La ciudad capital de la República de Singapur cuenta con 5,6 millones de habitantes y un crecimiento constante de alrededor del 1,3% anual. Esta ciudad portuaria internacional no es ajena a las dificultades en relación con el agua. Teniendo una extensión limitada para recolectar y almacenar agua de lluvia, Singapur se enfrentó a sequías, inundaciones y a la contaminación del agua en los primeros años desde la creación de la nación.

Estos desafíos inspiraron a Singapur a elaborar estrategias y buscar ideas innovadoras, desarrollando las capacidades necesarias para asegurar un suministro sostenible de agua.

Ciudad Sin Agua

En la actualidad, Singapur ha construido un suministro robusto y diversificado de agua, proveniente de 4 fuentes diferentes: agua de cuencas locales, agua importada, agua desalinizada y NEWater (agua regenerada de alta pureza).
Se imaginarán que el proceso necesario hasta llegar a este punto es fruto de una profunda reflexión y estrategia.

La estrategia de agua de Singapur

A través de los años, la Public Utility Board (PUB) se ha encargado de satisfacer las necesidades de agua del país de una forma integrada, efectiva y rentable, con inversiones en investigación y tecnología para tratar, reciclar y suministrar agua.

Hoy, Singapur es reconocida internacionalmente como una ciudad modelo para la gestión del agua y como un Global Hydrohub emergente, o lo que es lo mismo, un centro líder en oportunidades de negocios y experiencia en tecnologías del agua.

El enfoque holístico de la PUB para la gestión del agua se puede resumir en tres estrategias clave:

Ciudad Sin Agua

 

NEWater

Al hablar de NEWater nos referimos a uno de los pilares de la estrategia de sostenibilidad del agua de Singapur: se trata de agua reciclada o recuperada de alta calidad.

Se obtiene a partir de aguas lluvia, agua residual doméstica y agua bruta mezclada con otros usos, como la que importan de Malasia por el acuerdo bilateral que les une. Esta agua se vuelve a purificar mediante tecnologías avanzadas de membrana y desinfección ultravioleta, lo que le confiere la máxima pureza y seguridad para su uso.

Ciudad Sin Agua

NEWater se somete a más de 150,000 analíticas y test científicos, y cumple con los requisitos establecidos por la OMS. Habitualmente, su uso principal es para fines de refrigeración industrial y de aire acondicionado en plantas de fabricación de chips, polígonos industriales y edificios comerciales.

Los mayores usuarios de NEWater son plantas de fabricación de placas de circuitos, que requieren una calidad de agua aún más estricta que el agua potable. NEWater se entrega a clientes industriales a través de una red de tuberías dedicada.

Otra posibilidad es el uso indirecto para sumar a los recursos de donde obtienen agua potable: durante los períodos de mayor sequía, se agrega NEWater a los depósitos de almacenamiento, mezclándose con agua bruta.
Esta agua bruta es tratada en las plantas potabilizadoras antes de suministrarla a los consumidores como agua del grifo.

Ciudad Sin Agua

Dos veces al año, este proceso de NEWater se somete a rigurosos procesos de auditoría por un organismo externo de auditoría, compuesto por expertos internacionales en ingeniería, química del agua, toxicología y microbiología. Esta agua recuperada ha recibido de forma consistente las mejores calificaciones por su alta calidad y seguridad, y por exceder los estándares internacionales.

Perspectivas de futuro

Tanto NEWater como el agua desalinizada han hecho de Singapur una ciudad más resiliente a la variabilidad climática, y le han permitido mantenerse al día con la creciente demanda de recursos hídricos.

La demanda de agua en la actualidad alcanza los recursos disponibles, y se espera que la demanda total de agua podría casi duplicarse para 2060, donde el sector no doméstico representará casi el 70%. Para entonces, NEWater y la desalinización satisfarán hasta el 85% de la demanda de agua de Singapur.

Ciudad Sin Agua

Este es un ejemplo de Smart Water City, que ha logrado asegurar su desarrollo y que permite a sus ciudadanos progresar como comunidad gracias a la previsión, la integración de nuevas tecnologías y la water resilience.
Y la ciudad donde vives, ¿qué está haciendo por anticiparse al estrés hídrico?

Enlace de Interés:
Puedes complementar todo lo anterior, con el siguiente vídeo:
https://www.youtube.com/watch?v=vIjRfmSQhlo

Autor: Sergio Casado Romeral. Docente del Máster en infraestructuras urbanas inteligentes y urbanismo sostenible: Smart Cities de EADIC

 

La máscara filtrante: Un fiel compañero de trabajo

El empleo prolongado de productos químicos trae consigo un doble factor de riesgo:

  • La categoría de peligrosidad
  • El tiempo de exposición

Ante esta situación, el empleo de la máscara autofiltrante es decisivo para proteger la seguridad y salud de los trabajadores.

Los delegados de prevención de nuestra empresa, o bien el servicio externo encargado, deben realizar el análisis de riesgos para plantear un Plan de Prevención para la actividad o el puesto de trabajo específico. Para ello se debe identificar, entre otros, los tipos de Equipos de Protección Personal (EPP). Ante esta situación… ¿cómo se selecciona la máscara adecuada para una sustancia química específica?

Supongamos que un trabajador se encuentra en contacto con ácido sulfúrico en una planta de decapado de aceros.

Las pautas serán las siguientes:

“Será necesario la utilización de equipos de protección en el caso de formación de nieblas o en el caso de superar los límites de exposición profesional si existiesen”

“Temperatura de ebullición a presión atmosférica: 340 ºC”

Conociendo que el ácido tiene naturaleza inorgánica y su temperatura de ebullición es de 340ºC, no hay mucha probabilidad ni condiciones que propicien la causa.

  • Sin embargo, atendiendo al código de filtros y condiciones de alto riesgo, usaremos un filtro B2 para nuestros trabajadores (Gases y vapores inorgánicos).

https://www.gharo.es/producto/filtro-mod-755/

Compraremos el equipo a un proveedor homologado y formaremos a nuestros trabajadores para su correcto uso y manipulación, con el correspondiente informe de vida del EPP en cuestión (fecha de compra y entrega, horas de uso…)

El ácido sulfúrico es corrosivo, pero no debemos olvidar que puede generar
vapores en determinadas actividades profesionales

Unos últimos consejos desde la figura del trabajador. Debemos cuidar el EPP, nunca dejarlo a un compañero y, en caso de detectar olor aun teniendo puesta nuestra máscara, dar aviso inmediato, ya que provee una falsa protección ante el agente químico.

Se aconseja complementar lo anterior, con el siguiente enlace, en el cual encontramos una guía de selección de tipos de mascarillas de protección como herramienta alternativa:

https://naisa.es/blog/tipos-de-mascarillas-de-proteccion-respiratoria-ffp/

Procedimientos como el anterior se estudian en el Módulo de Higiene Industrial del Máster internacional de Seguridad y salud en el Trabajo y Prevención de Riesgos.

Enlaces de interés:
Puedes Profundizar mucho más en este tema, dirigiéndote a los siguientes enlaces:

https://treball.gencat.cat/web/.content/09_-_seguretat_i_salut_laboral/publicacions/imatges/doc_35308461_2.pdf

https://www.achs.cl/portal/Empresas/DocumentosMinsal/4-%20Silice%20(Planesi)/2-%20Normativa/Gu%C3%ADa%20Protecci%C3%B3n%20Respiratoria%20ISP.pdf

Autor: Borja Garrido Arias. Docente del Máster Internacional en Seguridad y Salud en el trabajo y Prevención de Riesgos de EADIC.

 

Integración de metodología BIM con el pensamiento sostenible

Primero es importante saber en que se basa una construcción sostenible para posteriormente aplicar en tecnologías BIM una optimización de procesos y mejoras de los costes generales para que sean iguales o menores que los métodos tradicionales.

¿CÓMO ES UN EDIFICIO SOSTENIBLE?

“Es un edificio capaz de satisfacer las necesidades de sus usuarios sin sacrificar las generaciones futuras”

Metodología BIM

…durante las fases de diseño, construcción y uso del edificio

¿CUÁL ES EL PENSAMIENTO SOSTENIBLE SEGÚN LA METODOLOGÍA COLABORATIVA?

Metodología BIM

El proceso de diseño integrado que se implementa al inicio de un proyecto (etapa de pre-diseño) busca aprovechar las sinergias de los distintos actores involucrados, de forma de integrar capacidades y esfuerzos.De esta manera se aplica del modelo colaborativo al pensamiento sostenible los siguientes factores:

  • Trabajo en equipo -enfoque multidisciplinario
  • Debe comenzar en la etapa más tempranas del desarrollo de un proyecto.
  • Identificar y consensuar metas y objetivos.
  • Incorporar conceptos de pensamiento sistémico: análisis, compresión y acción.
  • Incorporar concepto de ciclo de vida: visión integral de la vida de un edificio.

Metodología BIM

CERTIFICACIONES AMBIENTALES

¿Qué es una certificación ambiental de edificios?

Proceso voluntario en el cual un proyecto es evaluado en el cumplimiento de un criterio
definido o estándar y ofrece beneficios medio ambientales, sociales y económicos basados en parámetros del ciclo de vida, entre otros.

Estos procesos son validados por una tercera parte, lo que le da un carácter independiente ya que es un organismo externo quien revisa, válida y otorga la certificación.

Metodología BIM

CERTIFICACIÓN AMBIENTAL DE LOS EDIFICIOS CON AYUDA DEL BIM

Dentro de los esquemas de sostenibilidad se tienen distintas certificaciones que pueden obtenerse con las plataformas de los softwares BIM las cuales tienen sus propias herramientas para realizar el análisis energético en el propio modelo. Insight y Green Building Studio, en Autodesk Revit, nos permite realizar un análisis energético preliminar de volúmenes, estudio solar, evaluación de las cargas energéticas del edificio, análisis de la insolación solar, etc.

Otra opción sería exportar la información de nuestro modelo a otras herramientas externas específicas para realizar el certificado energético del edificios, como por ejemplo a la Herramienta unificada LIDER-CALENER (HULC) o a CYPECAD MEP.

¿EXISTEN OTRAS HERRAMIENTAS QUE PROMUEVEN LA SOSTENIBILIDAD?

Si, dichas herramientas están comprendidas de la siguiente manera:

Metodología BIM

¿Cuál es el coste-beneficio de las certificaciones?

  • Garantía de consecución de los objetivos ambientales esperados
  • Reducción los consumos de energía, agua y gas respecto a un edificio tradicional.
  • Reduce los costes operacionales y de manutención de equipos y edificio (entre el 8-9%).

¿Cuál es el beneficio del BIM?

  • Un modelo BIM proporciona los datos necesarios para realizar cálculos de energía. Esto permite que sea más exacto y ágil los resultados, seleccionando los mejores materiales, orientación del edificio, etc
  • Se garantiza el uso óptimo de los materiales. Por ejemplo, de conductos de aire acondicionado ubica los recorridos más cortos posibles con curvas y uniones mínimas. Esto ahorra materiales, mejora el flujo de aire / agua y minimiza las fugas.
  • El modelo evoluciona a la par con el diseño y registra los datos de construcción en un solo entorno. La documentación ‘as-built’ resultante, proporciona información precisa para generar manuales de mantenimiento.

Por lo tanto la integración de modelo BIM con la sostenibilidad, abarca también una gran reducción en el impacto ambiental, siendo este necesario y práctico para la eficiencia energética.

Autor: Diego Alejandro Villamil Medina. Docente del Máster Internacional en BIM Management de EADIC.

La importancia de la inspección y el mantenimiento en edificación

El cliente suele buscar una respuesta y, sobre todo, una solución definitiva a sus inquietudes. Desde las primeras visitas es posible tener una idea aproximada de las causas de los daños. Lógicamente, debemos analizar y corroborar estas impresiones (y, en ocasiones, también debemos corregirlas) para llegar al origen de los daños y proponer la mejor solución.

Una parte importante del análisis inicial es el estado de conservación. En muchas ocasiones se llega a la conclusión de que no se han realizado inspecciones periódicas ni las operaciones más básicas de mantenimiento, que están muy relacionadas con la responsabilidad de los propietarios de conservar la obra.

Hay que tener en cuenta que los edificios son organismos vivos, en el sentido de que se transforman, cambian de uso y sufren el paso del tiempo. En ese sentido, necesitan reparaciones y cuidados, siguiendo periódicamente operaciones ineludibles de mantenimiento y vigilancia.

Mantenimiento en edificación

Daños en fachada por falta de mantenimiento de la misma y de las instalaciones

En los últimos años se han dado pasos importantes, que empiezan a generalizarse en todos los países. En España es de carácter obligatorio contar con algunos instrumentos, cuyo objetivo es el tratamiento preventivo de los edificios.

Dos de los instrumentos obligatorios para el tratamiento preventivo de edificios son:

  • El “manual de uso y mantenimiento”, en la fase de proyecto.
  • El “libro del edificio”, que se entrega al propietario una vez finalizadas las obras.

Ambos se entienden como manuales de instrucciones que nos deben indicar como realizar un mantenimiento correcto y asegurar las condiciones mínimas de uso durante la vida útil del edificio.

Hay que apuntar que la inversión en un edificio no se limita al pago de las obras, sino que se amplía a todo su uso. A pesar de ello, numerosos estudios muestran que la inversión en un correcto mantenimiento siempre es muy inferior a los costos de las reparaciones.

Este manual de instrucciones sólo se ha comenzado a entregar en los últimos años, por lo que gran parte del parque de edificios carece de él. En estos casos, las inspecciones de los edificios toman un papel importante.

Las inspecciones en los edificios deben realizarse periódicamente, con el objeto de prevenir posibles daños. Además, deben finalizar con la entrega de un manual de uso, de forma que, en caso de que no haya mantenimiento, se comience a realizar.

Mantenimiento en edificación

Daños en estructura de madera en cubierta por falta de control y mantenimiento preventivo

Por supuesto, existen muchos procesos y condicionantes que pueden causar daños en los edificios que podemos prever a través del control y del mantenimiento preventivo. Sin embargo, el porcentaje de patologías en edificios se reduce de forma drástica si dichos trabajos se han realizado correctamente.

Por tanto, podemos entender el control y mantenimiento de obras como inversiones a medio o largo plazo, que resultarán en beneficios para los propietarios y los usuarios.

Autor: José Santos Torres. Docente del Máster en Patología, Rehabilitación de Estructuras y Eficiencia y Ahorro Energético en Edificación de EADIC.

 

La minería como actividad industrial. Importancia de la evolución histórica

Incluso los alimentos que tomamos dependen de la minería para poder llegar a nuestra mesa. Si no hubiera:

  • Carreteras y combustibles para transportarlos.
  • Metales para envasarlos.
  • Gases para conservarlos.
  • Materias primas para construir y diseñar los medios de transporte utilizados (hierro, aluminio, carbono, manganeso, titanio, etc).
  • Áridos para el cemento que se necesita para construir el propio supermercado.

¿Alguien puede imaginar cómo llegarían las conservas, la carne, los vegetales, los congelados, etc. al supermercado, y de allí a nuestro hogar? Tendríamos un serio problema de disponibilidad de alimentos.

No sólo hay que considerar este aspecto, sino también la necesidad de fertilizantes (que provienen íntegramente de la minería) para poder conseguir cosechas en cantidades y calidades adecuadas para el ser humano. Así podríamos seguir con una lista interminable de aspectos de la vida del ser humano en los que la minería resulta fundamental.

Minería Industrial

Explotación minera a cielo abierto. Canteras la Verde II, S.L. Aguilar de Campoo. España

Por tanto, resulta ser un sector estratégico a nivel mundial. No hay más que darse cuenta de que absolutamente todo lo que nos rodea en nuestra vida cotidiana procede de la minería, sea directamente o después de haber sufrido algún tipo de transformación metalúrgica. Todo el mundo parece olvidar que hasta su pasta de dientes procede de la minería.

Las dos materias primas más consumidas en el mundo son productos mineros: el agua y los áridos para construcción, obra civil y obra pública.

Actualmente se habla del cambio climático, de la contaminación, de la problemática medioambiental… e, inevitablemente, se termina demonizando el sector minero.

Todos apostamos por las energías limpias, eólica, geotérmica, solar fotovoltáica, solar térmica, etc. Desde luego, es una evolución obligada y lógica la que el ser humano tiene que acometer para lograr depender exclusivamente de estas energías limpias, pero hay un aspecto clave a tener en cuenta: la minería, como actividad industrial, produce las materias primas necesarias para que el ser humano desarrolle y fabrique la tecnología adecuada para poder depender única y exclusivamente de las energías limpias.

Minería Industrial
Testigos de sondeos en mina metálica. Lomero poyatos. España

Es decir, ¿de dónde sacamos el silicio para las placas solares, los metales para las palas de los aerogeneradores o, más recientemente, los áridos para el hormigón de las torres de sustentación? ¿De dónde sacamos todo el cableado necesario para transportar la energía creada en el panel fotovoltaico y ponerla a disposición del consumidor?

La respuesta es única e inmediata: el origen de todo ello es la minería, pues pone a disposición del ser humano todo lo necesario para que, con su intelecto, sea capaz de crear un desarrollo sostenible en todos los ámbitos de la vida cotidiana.

La minería como actividad industrial genera riqueza en aquellos núcleos humanos donde se implanta, con importantes necesidades de inversiones locales, mejoras en los servicios como por ejemplo infraestructuras, etc.
Por todo ello, la minería no sólo ha sido el pasado del ser humano, sino que es el presente y, sin duda alguna y con prácticas sostenibles (hacia donde todas las empresas mineras deben dirigir sus esfuerzos), será nuestro futuro.

Autor: David Fernández López. Docente del Máster en Minería: Planificación y Gestión de Minas y Operaciones Mineras de EADIC.

APPs como herramienta para lograr los objetivos globales de desarrollo

En el año 2015 se adoptaron como un mandato global los Objetivos de Desarrollo Sostenible (SDGs por su denominativo en inglés: Sustainable Development Goals), con la intención de eliminar hasta 2030 las diferentes formas de pobreza, luchar contra las desigualdades y aplacar el cambio climático.

El logro de estos objetivos trae asociado un elevado costo en términos económicos, ya que se estima que se podrían requerir entre USD 5 trillones y USD 7 trillones de manera anual, con la finalidad de lograr llevar adelante los SDGs en temas de infraestructura, energía, agua, sanidad y agricultura.

En un entorno de mayores desafíos desde el punto de vista de las finanzas públicas, se hace necesario evaluar si tanto a nivel central como a nivel regional, las administraciones públicas podrán contar con los recursos para hacer frente a estas importantes necesidades de inversión.

Producto de este análisis, resulta importante destacar que existen claras oportunidades para inversionistas sobre los prospectos que pueden existir para inversionistas privados de impacto en el involucramiento en proyectos de infraestructura. Sin embargo, al tratarse de sectores con alto impacto a nivel social, es también necesaria la participación del sector público.

Frente a esta situación, resurge el interés particular en los mecanismos para articular de manera conjunta la inversión privada en conjunto con la inversión y disposición de recursos públicos.

Por supuesto, como alternativa prioritaria figura el mecanismo de financiamiento de proyectos a través de Asociaciones Público Privadas.

El primer desafío al que se enfrentan las Administraciones Públicas, es el de identificar cuáles son los proyectos de infraestructura que permitirán de manera tangible lograr un impacto mediante su orientación a los SDGs.

Al mismo tiempo que se cuenta con un mercado que permita hacer atractiva la realización del proyecto a un inversionista privado, asignando de manera razonable el riesgo al que este se expone, mientras por otro lado se otorgan ciertos incentivos desde el actor público, con la finalidad de hacer atractiva la inversión, dado que, en muchos casos, los lugares en donde se pueden realizar estos proyectos con mayor impacto, no cuentan con administraciones públicas altamente tecnificas y sofisticadas.

Uno de los primeros puntos a tocar, es el de la construcción de capacidad de gestión en los actores públicos. En este punto en particular se identifican tres importantes aliados:

  • La academia, a través de las universidades y gremios de profesionales especializados.
  • Los posibles socios privados, que ya tengan experiencia en este tipo de proyectos.
  • Las entidades multilaterales, que en términos generales tienen la posibilidad de contar con experiencia relacionada y que, además, tienen dentro de su mandato, el viabilizar este tipo de proyectos.

Más allá de apuntar al logro de los SDGs, las Asociaciones Público Privadas (APPs) también pueden ser orientadas a generar mayor movimiento económico, dinamizando no solo los sectores en los que se invierten, sino también los mercados financieros y de valores de los países en donde se piensan implementar.

Autor: José Pablo Rocha Argandoña, Profesor del Máster en Financiación y Gestión de Infraestructuras de EADIC

 

Agricultura sostenible en el siglo XXI

Hablar de agricultura sostenible en la sociedad del 5G no sólo se circunscribe a métodos medioambientalmente sostenibles. Las explotaciones agrarias se caracterizan por trabajar directamente con la naturaleza, y este ámbito de acción ha sido foco de reivindicaciones medioambientales en el último tercio del siglo XX y las primeras décadas del presente siglo.

El campo siempre ha sido el tablero de juego de distintas reivindicaciones, comenzando por las sociales desde el siglo XIX, con lo que preocupaciones relacionadas con el cuidado del planeta son una evolución de la sensibilización de la población mundial.

En esa evolución hoy en día nos encontramos con una combinación entre preocupaciones medioambientales y sociales.

Actualmente las explotaciones agrarias no solo deben ser respetuosas con el ecosistema, sino también con las sociedades en las que están asentados los agronegocios, y para ello la industria exige un retorno económico que permita unos buenos estándares de calidad de vida para todo el capital humano involucrado.

 

Por tanto, es necesario optimizar los recursos de los que se dispone, respetando la tierra, lo que implica una planificación del proceso, incluyendo los elementos financieros que garanticen el retorno CAPEX y minimicen el OPEX.

Planteando, por tanto, un sistema que sea respetuoso con el medioambiente y también con la sociedad en la que se desarrolla.

 

 

La aplicación de herramientas como el Project Finance y la contabilidad de costes, son el futuro del sector y la evolución en la nueva etapa de la agricultura en un mundo globalizado, en la que la evolución del transporte y su consiguiente reducción de costes, así como las aplicaciones tecnológicas al proceso operativo, hace necesario que la mejora de competitividad venga de la optimización de procesos financieros.

 

Enlaces de Interés:

La FAO ha publicado el siguiente artículo que aborda el tema desde su propia perspectiva:
http://www.fao.org/sustainable-development-goals/overview/fao-and-post-2015/sustainable-agriculture/es/

 

Autor:  Roberto Camilo García, docente del Máster MBA en Gestión de empresas agropecuarias y dirección de agronegocios de EADIC.

 

Los registros de actividades. Herramienta básica para la gestión contractual y de reclamaciones asociadas.

Un contrato no es un simple “papelote” firmado que guardamos en nuestros archivos, y sacamos en caso de que haya problemas.

En el contrato se establecerán una serie de derechos y obligaciones para las partes, que debidamente identificadas y monitorizado su cumplimiento, nos alertarán en su caso si la obra va o no por buen camino.

Fuente: https://pixabay.com/es/photos/por-escrito-pluma-hombre-tinta-1149962/

En el contrato igualmente se fijarán procedimientos, generalmente de control, para los mismos fines de monitorización del cumplimiento de los parámetros contractuales.

Unido a los anteriores controles, y derivados de los derechos y obligaciones incluidos en el contrato, es absolutamente necesario que llevemos un control de las actividades y documentación que se generan en una obra, registro que nos servirá para múltiples fines como:

  • Para controlar el avance de la obra.
  • Para vigilar los recursos que destinamos
  • Para evaluar nuestros costes.
  • Para evaluar nuestro propio rendimiento.
  • Para reclamar en caso de afectaciones.

A este respecto, se recomienda al menos llevar permanentemente durante el desarrollo de una obra, entre otros, los siguientes registros:

  • Registro de toda la documentación generada de los trámites administrativos.
  • Registro de todos los intervinientes en el desarrollo de la obra, generando un Directorio útil de todos los contactos necesarios durante la obra.
  • Registro de proyectos de Arquitectura e Instalaciones.
  • Registro de planos y detalles constructivos que se vayan generando a lo largo de la obra.
  • Chequeo y control de la concordancia de documentos precisos para llevar a cabo la obra; proyectos, licencias, contratos de los intervinientes, memoria de calidades comerciales, etc.
  • Registro de todas las mejoras y modificaciones de obra.
  • Seguimiento y control del ritmo de ejecución con la actualización del planning de obra.
  • Control y registro de todas las muestras de materiales a utilizar.
  • Directorio de materiales.
  • Seguimiento y registro de toda la documentación precisa para justificar y acreditar la idoneidad de todos los materiales empleados.
  • Registro de planes y controles de calidad.
  • Seguimiento y control de todas las unidades de obra que se hayan fijado en el plan, conforme a fichas de inspección recogidas en el manual.
  • Registro de pruebas de instalaciones.
  • Registro y control de toda la documentación que se genere a lo largo de la obra en materia de seguridad y salud.
  • Registro de todas las actas, inspecciones de trabajo, accidentes, etc., que se produzcan.
  • Registro diario de las actividades desarrolladas con indicación muy detallada de ubicación, recursos utilizados (mano de obra detallada, equipos detallados, y cuantificación de las tareas realizadas).
  • Registro de las actuaciones del Laboratorio de Control.
  • Seguimiento y control de ensayos de materiales.
  • Registro de Subcontratistas (réplica de documentación que generamos con el cliente/promotor).

 

Fuente: https://pixabay.com/es/photos/contrato-vinculante-contrato-seguro-948442/

Llevando los registros apropiados (Controlando, Siguiendo y Verificando), a la hora de gestionar la obra, o inclusive de interponer una reclamación, nos dará como gestores de la obra una imagen fiel de cuanto acontece en la misma.

Estos registros nos proveerán de una información adecuada con la cual podamos observar el avance, cumplimiento, fallas y cambios de todas las actividades que hemos realizado en el transcurso de la obra.

Teniendo un “mapa” general de lo que se ha llevado a cabo, de esta manera representaremos al mercado y a nosotros mismos, nuestro trabajo de una manera profesional, planeada, detallada, profundizada y controlada.

Enlace de Interés: www.contractmanager.es

Autor: Antonio Izquierdo Sanz, docente del Máster MBA en Dirección de Empresas y Gerencia de Proyectos de Ingeniería y Construcción de EADIC

EADIC Blog