Comunidad

08 de febrero de 2016 | por: Equipo Comunicación | 0 comentarios

Ingeniería de transportes y su estudio

En este artículo se pone de manifiesto la necesidad e importancia de la ingeniería de transportes y su trascendencia para el desarrollo de nuestra vida cotidiana.

Ingeniería de transportes

Las carreteras son parte de la circulación de vehículos, término que proviene del latín “circulatio” que hace mención a la acción de circular y que hace referencia al “círculo” que no tiene fin. En efecto, mientras hay vida hay circulación, ya sea tráfico rodado, tráfico aéreo, tráfico peatonal o tráfico de datos.

La movilidad es una necesidad humana, que a medida que crece, y dependiendo de la ordenación urbana, los hábitos sociales, la tasa de empleo, el PIB, la tasa de motorización, etc…genera una serie de externalidades que provocan ineficiencias (contaminación, congestión y demoras, accidentes, etc) que deben mitigarse, y que solo en países en vías de desarrollo se consideran “precio del progreso”.

En el caso de las carreteras, éstas son el soporte por el que circula el tráfico rodado, tanto público como privado, al igual que lo son los cables de fibra óptica por los que circulan los datos, y lo es la atmósfera para la circulación de ondas de radio.

Las expresiones matemáticas mediante las cuales se explica y modelizan los movimientos de vehículos a lo largo de dicha infraestructura, así como su interacción entre sí, es la ingeniería de tráfico. La ingeniería de tráfico clásica ha basado su enfoque en un elemento fundamentalmente, la capacidad de la vía (máximo número de vehículos que pueden pasar por un punto).

Sin embargo, los enfoques más modernos tienden a ampliar el concepto de capacidad y adaptarlo al tipo de vía, al tipo de vehículos circulantes, las normas de tráfico, las características de los motores, las limitaciones de velocidad, la vigilancia de tráfico que exista, el grado de disciplina de los conductores, el nivel de agresividad de los usuarios, etc…de manera que gracias a programas/software específicos de modelización del tráfico a distintas escalas es posible modelizar la realidad de la circulación de manera más ajustada.

La propia agencia americana de carreteras asume las debilidades de su afamado Highway Capacity Manual (HCM).

A su vez, los modelos de simulación tienen debilidades como la asunción de que el 100% de seguridad vial, la ingente cantidad de datos de entrada, y un enorme trabajo de calibración y validación entre otros.

Lo fundamental entonces es conocer los fundamentos tradicionales, para mejorar el enfoque en su caso, para evaluar el tráfico, las posibilidades y opciones existentes para su análisis y diagnóstico, y el aprovechamiento de las potencialidades de las nuevas tecnologías de ingeniería de tráfico, tendentes a una mayor seguridad vial y fluidez.

ingeniería de transportes

¿De dónde surgen los atascos? De la interacción ineficiente entre vehículos a lo largo de un espacio (carretera) y un periodo de tiempo. La conducta de los conductores depende del aspecto de la carretera, y también del tipo de vehículos, pero también de la conducta del resto, así como de otros aspectos externos como la presencia policial, radares, meteorología, distractores e  internos, como su grado de alcoholemia, su fatiga, su agresividad…etc.

ingeniería de transportes

Un ejemplo de cómo se producen los atascos en condiciones ideales, y de cómo la conducción automatizada puede llegar a resolver la congestión parcial o totalmente en función del grado de despliegue de la misma, es el siguiente vídeo: 

Pedro Tomás Martínez, profesor del Máster en Diseño, Construcción y Mantenimiento de Carreteras

Máster en Diseño, Construcción y Mantenimiento de Carreteras

Comentarios

EADIC Blog